Casa Torcalillos originariamente casa de pastores, se trata de un enclave idílico, que se encuentra al pie de una montaña con vistas impresionantes al valle del Guadalhorce. Todavía mantiene algunos de sus materiales originales tales como vigas de madera y suelo de piedra. Esta pequeña casita posee todo lo necesario para que su estancia sea lo más cómoda posible. Tiene una terraza con barbacoa a un lado de la casa y piscina privada. Totalmente equipada para 2 personas, dispone de un saloncito, cocina totalmente equipada, un domitorio doble y un baño, así como terraza, piscina privada, barbacoa, etc. Desde Casa Torcalillos, usted puede visitar Málaga -capital de la Costa del Sol- con sus playas, así como Granada, Sierra Nevada y Antequera. Visitar algunos de estos destinos y compartir su cultura, costumbres y gastronomía de cada lugar. La casa se beneficia de las más espectaculares vistas de la Serranía de Ronda, Sierra de las Nieves, Valle del Guadalhorce, Málaga y montes de Málaga.