Antequera amplía su oferta monumental-turística con la apertura del paseo de las barbacanas en la Alcazaba de la Ciudad. Se trata de la muralla de pequeña altura a las faldas de la principal, donde los soldados defendían el asedio a la fortaleza. La nueva ruta comienza en la Torre Blanca y termina casi al lado del Arco de los Gigantes, bordeando el pie de las murallas desde la vista al barrio de San Juan hasta la vista que hay impresionante a pies de la Torre del Homenaje y Arco de los Gigantes. Esta actuación sobre el Patrimonio Histórico va a redundar en una mejor comprensión de la estructura y función de las barbacanas, como elemento paradigmático de la arquitectura defensiva hispanomusulmana en general y del emirato o sultanato nazarí en particular. La faceta didáctica que supone un mejor conocimiento de los monumentos los hace más atractivos para el ciudadano y, en definitiva, ayuda a su protección y conservación.